Nos fuimos

Se fue aquella niña de pelo largo y jersey gris. Una vez la vi sentada en mi coche, a mi lado, sonriendo y planeando el siguiente fin de semana con una sonrisa en la cara. Los dos seguimos ahí, pero lo único que sigue igual que entonces es el mismo coche. Compartir en las redes Seguir leyendo